Blog

Se encuentra usted aquí

Las mujeres en la construcción de paz

El día de hoy 8 de marzo celebramos a nivel mundial el Día Internacional de la Mujer, institucionalizada en 1977 por la Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas como Día Internacional por los Derechos de la Mujer y la Paz Internacional. En este día representativo para las mujeres del mundo quiero hacer énfasis en el importante papel que desempeñan en la construcción de paz.

En un mundo en el que el ejercicio de poder y política, muchas veces, se basa en la violencia y la exclusión, las mujeres a lo largo del tiempo han sido claves en la búsqueda de salidas no violentas a los conflictos apostado por el diálogo. Mujeres que con firmeza han hecho frente a las condiciones existentes en sus sociedades para abrir las sendas de la equidad e igualdad para las generaciones presentes y las venideras.

Las mujeres en los conflictos bélicos han contribuido de manera importante en la búsqueda de vías de paz y resoluciones negociadas, por ejemplo, el movimiento pacifista de mujeres de Liberia lideradas por Leymah Gbowee (premio nobel de la paz 2011) que lograron a través de la no violencia poner fin al conflicto armado que flagelaba su país por más de dos década; el accionar de las mujeres peruanas en contra de la guerra y a favor de la paz, durante y post conflicto armado interno. Según el Informe de la Comisión de la Verdad y Reconciliación las mujeres lanzaron al país el reto de reconocer la pérdida de miles de sus hijos en masacres y desapariciones. A la fecha tenemos importantes avances desde el Estado y la sociedad civil que promueven el proceso de verdad, justicia y reparación para las mujeres víctimas y afectadas, además de poner en agenda la visibilización de la problemática de la mujer. El accionar de las mujeres peruanas en contra de la guerra y en favor de la paz ha sido amplio y diverso.

Miles de mujeres actualmente siguen luchando por la verdad, la justicia, contra la impunidad y buscando a sus seres queridos. Este día nos invita a reflexionar sobre la importancia que tienen las mujeres como constructoras de paz y no solo como víctimas, además de reconocer los esfuerzos que vienen desarrollando las mujeres en todo el mundo para construir sociedad más justas y equitativas en contexto de conflictos. Importante resaltar que para que la paz sea sostenible esta debe ser construida sobre la base de la justicia y el respeto de los derechos humanos, incluir a las mujeres en el diálogo y en la toma de decisiones.