Actualidad

Se encuentra usted aquí

Javier Caravedo brindó ponencia en evento del MININTER
Destacó la importancia de implementar policía comunitaria en escenarios de conflicto social.

Del 13 al 16 de junio, se realizó la primera Reunión Anual de la Dirección General de Orden Público del Ministerio del Interior (DGOP), órgano de línea encargado de formular las estrategias y políticas sectoriales en materia de prevención y gestión de conflictos sociales, y supervisar su cumplimiento en todo el territorio nacional.

Este encuentro, llevado a cabo en el Hotel Bolívar, reunió en Lima a la totalidad del equipo nacional de dicha dirección, y tuvo como objetivo fortalecer las capacidades institucionales en temas de conflictividad social y rondas campesinas. Así, el evento contó con la participación de Javier Caravedo, de ProDiálogo, José Luis López Follegatti del Grupo de Diálogo, Minería y Desarrollo Sostenible, Ricardo Morel de la Asociación Diálogo, Diversidad y Desarrollo, y Fernando Meza Farfán, de la Oficina Nacional de Justicia de Paz y Justicia Indígena. Las ponencias de dichos especialistas dieron pie a nutridos conversatorios.

En su ponencia, denominada “Policía Comunitaria en Contextos de Conflictividad Social”, Javier Caravedo, director ejecutivo de ProDiálogo, destacó la necesidad de superar el abordaje tradicional en dichos escenarios. “La policía es la cara visible del Estado cuando los conflictos escalan a nivel de crisis”, comentó. “En espacios interculturales tan complejos, su rol no puede ser sólo reactivo y orientado a la contención”, explicó. Así, destacó la importancia de implementar en estos contextos el modelo de policía comunitario, cuyo enfoque de trabajo y filosofía institucional viene siendo aplicado con éxito en diversas ciudades del mundo, y ha empezado a implementarse en nuestro país, en zonas urbanas con altos índices de inseguridad.

Luego de detallar el contexto económico, social y cultural que subyace en los principales conflictos sociales de nuestro país, y delinear la trayectoria que siguen cuando no son abordados de manera adecuada, estableció que la policía puede cumplir diversos roles durante el ciclo del conflicto, articulando esfuerzos con otros actores, y contribuyendo tanto a la prevención, detección temprana de los conflictos, como a su oportuno desescalamiento. Aplicando ese enfoque, el policía deja de ser un personaje distante y ajeno a la comunidad, para convertirse en un agente de prevención de conflictos, mediador comunitario, y facilitador de la convivencia social y de reconciliación en escenarios de postconflicto. “Este rol permite desarrollar alianzas y recuperar la confianza y la legitimidad institucional de la policía frente a los ciudadanos, en la medida que lo integra al tejido social comunitario”, añadió Caravedo.

Para ProDiálogo, resulta especialmente satisfactorio poder contribuir al cambio de paradigmas en esta institución, y confiamos que este enfoque permitirá una relación más fluida entre la comunidad y el Estado, fortaleciendo vínculos que promuevan el abordaje constructivo de los conflictos, la gobernabilidad democrática y el desarrollo sostenible.

Fecha: 
Martes, 20 Jun 2017
Àmbitos de trabajo: 
Líneas de acción: 
Region: